Brokers

Los países y su deuda pública

En la contabilidad de cualquier país hay que tener en cuenta el pago de sus deudas y búsqueda de financiación. Esta financiación puede venir desde varias fuentes, entre ellas la emisión de bonos del estado, es decir, la emisión de deuda pública, también llamada deuda soberana. La emisión de este tipo de bonos es la principal fuente de financiación de muchos países, sobre todo de países emergentes. Y es en estos países dónde cumplir con las obligaciones de su deuda soberana, a la vez que impulsar el crecimiento económico, se puede convertir en un gran esfuerzo, a veces problemático. Y ante un problema de financiación es imprescindible seguir un plan de para evitar caer en bacarrota y que los acreedores llamen a la puerta, situación a la que han llegado algunos países a lo largo de la historia.

¿Qué es la deuda pública o soberana?

La inmensa mayoría de países del mundo emiten deuda para financiar su crecimiento económico, desde los países más ricos a los países en vías de desarrollo. Para que te hagas una idea de como funciona, es similar a cómo cualquier empresa busca financiación para un nuevo proyecto o un nuevo negocio; y para que tengas un ejemplo más cercano, sería como la hipoteca de la casa de cualquier familia. En otras palabras, la deuda pública es como una hipoteca que adquiere el gobierno del país, eso sí, una gran hipoteca que puede alcanzar los miles de millones de euros fácilmente. Este tipo de deuda puede ser también contraída por entidades públicas inferiores como comunidades autónomas, provincias o municipios.

La deuda del país es emitida a través de los llamados bonos de deuda y estos bonos son lo que compran los inversores (subasta de bonos/deuda pública). El país deberá pagar a cada inversor el valor del bono (que sería el dinero prestado por el inversor al país) más un determinado interés y en un determinado plazo. Por lo general los bonos se venden a través de subasta y los hay a diferentes plazos (a uno, dos, cinco o diez años). El tipo de interés conseguido será mayor a más largo plazo y normalmente se expresa como tipo de interés anualizado. Por lo general, estos bonos son vendidos en mercados financieros internacionales.

Los bonos de deuda pública pueden ser emitidos en divisa extranjera, en una divisa diferente a la divisa nacional del país emisor. Esto es debido a que los inversores suelen preferir, o se sienten más seguros, realizando inversiones en divisas relativamente estables. Las divisas de países emergentes suelen tener una historia más corta y ser menos estables y, por ello, bonos de deuda emitidos en su divisa nacional pueden experimentar una menor demanda que si los emiten en un divisa extranjera más estable como el dólar estadounidense, la libra esterlina o el euro.

El riesgo soberano y la reputación del país emisor de deuda

Antes de comprar deuda pública los inversores deben determinar el riesgo de su inversión, algo normal, ¿no?. El riesgo asociado a la inversión en deuda pública es el riesgo de que el país incurra en incumplimiento de las obligaciones contraídas con el inversor y que este no recupere su inversión y/o no obtenga los intereses pactados. Este riesgo es conocido, por analogía, como riesgo soberano o riesgo país.

Existen listas de calificación del riesgo soberano establecidas mediante análisis de riesgo que, en ciertos aspectos, es muy parecido al análisis del riesgo de inversión en deuda corporativa (por ejemplo, inversiones en pagarés de empresa). La deuda de países como Estados Unidos suelen considerarse como libre de riesgo, mientras que la inversión en deuda soberana de países en vías de desarrollo conlleva más riesgo.

En el análisis del riesgo soberano entran en juego numerosos factores entre los que destacan la reputación del país, planes del gobierno para pagar su deuda, entorno geopolítico, etc, todo ello encaminado a medir, entre otros, las posibilidades de que el país incurra en incumplimiento. Existen instituciones, las más importantes privadas, dedicadas a la calificación crediticia, entre las que destacan Moody's, Standard and Poor's y Fitch, que se dedican al análisis de riesgo, incluyendo el riesgo soberano. Estas agencias publican la calificación dada a la deuda pública de muchos países y su influencia en los mercados de deuda es muy importante.

Debido al mayor riesgo de inversión en deuda de países en vías de desarrollo, estos tienen, por lo general, que pagar más intereses pues si hay más riesgo el inversor espera un interés más alto para compensar este mayor riesgo. No obstante, los casos de incumplimiento por parte de países son raros y no suele haber problemas de pago. Aunque un país se encuentre en una grave situación económica, el país tiende a dar prioridad al pago de su deuda. ¿Por qué? te puedes preguntar. El pago de la deuda aumenta el sentimiento positivo de los inversores hacia el país y genera una reputación sólida, lo que hace que los inversores, quienes a fin de cuentas asumen el riesgo, sigan dispuestos a poner dinero en la economía del país en el futuro.

Causas y efectos de incumplimiento

El incumplimiento de un país en el pago de su deuda comparte muchos aspectos con el incumplimiento de pago por parte de corporaciones y entidades privadas, si bien es bastante más complicado pues los activos del país no puede ser expropiados para obligar al estado a pagar su deuda. Lo más común es que, ante una situación en la que el país sea incapaz de cumplir con sus obligaciones de pago, se vuelva a negociar las condiciones con el prestatario, negociación que por sus características es prácticamente unilateral y suele dejar al inversor en una situación desfavorable, a menudo en una situación de pérdida.

Las problemas más graves que ponen en peligro el pago de la deuda pública suelen venir cuándo existen gobiernos inexpertos que sobrevaloran las necesidades de financiación del país y sus proyectos para impulsar el crecimiento económico, realizan un mal pronóstico de la recaudación y crecimiento futuro o han establecido los planes de pago en función de las mejores condiciones económicas sin tener un plan para situaciones menos favorables, como por ejemplo un cambio importante en el valor de su divisa que pueda hacer difícil el pago de bonos de deuda denominados en una divisa extranjera.

Los efectos de un incumplimiento en el pago de la deuda soberana pueden ser muy graves en el país y su población, tanto a corto como a largo plazo. Y su efecto no se queda en el propio país sino que puede tener un alto impacto en los mercados internacionales y afectar gravemente a otros países del entorno geopolítico del país emisor.

Causas más comunes de incumplimiento

Existen muchas circunstancias en las que las obligaciones de pago de un país pueden superar su capacidad para hacerlo. De forma general, las causas más comunes se pueden englobar en tres grupos:

Cambios en las condiciones económicas

Una caída importante en el Producto Interior Bruto del país puede hacer que el pago de su deuda sea dificilmente de cumplir y a la vez se hace más vulnerable a las fluctuaciones del mercado al intentar buscar nueva financiación, especialmente en emisiones de bonos a corto plazo.

Por ejemplo, si una economía se basa en las exportaciones y la demanda externa cae drásticamente, el PIB se verá muy afectado así como los ingresos y flujos monetarios hacia el país, haciendo cada vez más difícil el pago de sus obligaciones.

Clima político

Los casos de incumplimiento de pago de deuda soberana que se han producido a lo largo de la historia han estado asociados con inestabilidad política en el país, con gobiernos no bien estructurados y con alta corrupción. También se han dado casos en los que un nuevo gobierno que llega al poder en una situación difícil se vea reacio al pago de la deuda emitida por los anteriores gobiernos. Se puede sumar a que estos gobiernos jóvenes e inexpertos hagan estimaciones muy desviadas de la realidad en cuanto a necesidades de financiación, lo hagan sólo para las mejores condiciones económicas o sobre-estimen su poder recaudatorio o de crecimiento económico futuro, llegando el momento en que su capacidad de pago es muy inferior a sus obligaciones.

Crisis de divisa

Si la divisa nacional pierde valor de forma rápida e importante puede repercutir de forma negativa en la capacidad del pago de las obligaciones denominadas en una divisa extranjera; el pago de la deuda y los intereses sería cada vez más caro llegando a un punto insostenible (vea riesgo divisa).

Algunos casos de incumplimiento y sus efectos

Ha habido varios casos de incumplimiento de las obligaciones del pago de deuda pública por parte de algunos países. Por sus consecuencias y efectos a nivel internacional destacan las crisis de Corea del Norte de 1987, la de Rusia de 1998 y la de Argentina de 2002.

En Corea del Norte el incumplimiento se produjo debido a un fuerte endeudamiento del país. Tras salir de la guerra el país requería mucho dinero para impulsar el desarrollo y crecimiento económico. Las causas que se achacan al incumplimiento de Corea del Norte son principalmente una mala gestión industrial y un gasto militar exagerado que llevaron a una caída constante del PIB. En 1987 Corea del Norte debía cerca de 3 mil millones de dólares.

El caso de Rusia se debió principalmente a su alta vulnerabilidad a las fluctuaciones en los precios de las materias primas en los mercados internacionales debido a que una gran parte de las exportaciones y economía de Rusia se basaba en la venta de estos productos. La cesión de pagos por parte de Rusia en 1998 tuvo un fuerte impacto en todo el mundo debido a que era una de las principales potencias económicas internacionales.

Argentina cayó en incumplimiento de pagos en el año 2002. Argentina venía experimentando una hiperinflación continuada desde comienzos de la década de 1980. Durante años mantuvo un delicado equilibrio conseguido al fijar el valor de su divisa al dólar estadounidense (vea Tipo de cambio fijo vs. tipo de cambio flexible). A finales de la década de 1990 la economía del país entró en recesión y desembocó en la cesión de pagos en 2002.

Comentarios

No hay comentarios para este listado.

Asignar una puntuación (mienstras más alta mejor es)
Valoración del artículo
Comentarios*

    Por favor introduzca el código de seguridad.